Pelearse en la combi que rodea el precipicio

Por Gabriel Ortiz de Zevallos, presidente ejecutivo de APOYO Comunicación, para el diario Perú21.

Los peruanos estamos tolerando con una pasividad grave un deterioro sistemático de la institucionalidad incompleta pero que costó mucho construir. En parte, esta dificultad tiene que ver con nuestra incapacidad para sumar esfuerzos, generar consensos mínimos y liderazgos renovados, que no arrastren el karma de la polarización de la segunda vuelta. Se necesita liderazgo y también ganas de consensuar, de unirnos a través de posiciones e intereses comunes con gente diversa y que no está de acuerdo del todo con nosotros.

Para leer la nota completa, dale clic aquí